HIPOTECA MULTIDIVISA, ¿QUÉ ES Y CUÁLES SON SUS CONSECUENCIAS PARA EL CONSUMIDOR?

Una hipoteca multidivisa es una modalidad de préstamo hipotecario que tiene como principal característica que no emplea el euro como divisa. Este tipo de hipoteca se referencia a una moneda extranjera -normalmente yenes o franco suizo-, y por tanto, depende de la fluctuación de esta moneda. En otras palabras, el préstamo se vincula a una divisa diferente del euro, de ahí viene el nombre de este tipo de hipotecas.

¿QUÉ CONSECUENCIAS TIENE QUE SE OTORGUE UNA HIPOTECA EN MONEDA EXTRANJERA?

Este detalle, aunque parezca inofensivo, tiene grandes repercusiones en la cuota mensual del préstamo hipotecario, que paga el consumidor. El principal motivo es que la cuota de la hipoteca depende de la fluctuación de la moneda extranjera -respecto al euro- a la que esté referenciada el préstamo hipotecario

Esta modalidad de hipoteca se comercializó por las entidades bancarias españolas entre los años 2006 y 2008. Era considerado como un producto muy beneficioso ya que el euro se encontraba en máximos históricos. Ahora bien, el problema es que este tipo de hipotecas requiere que se comercialicen maximizando los deberes de información y transparencia, dada su complejidad. Asimismo, se deben destinar a un perfil de consumidor adecuado que pueda comprender las características y riesgos del producto financiero.

Otro gran problema es que el capital inicial del préstamo concedido ha incrementado debido a las fluctuaciones de la moneda a la que estuviera referenciado. En otras palabras, el principal del préstamo inicial aumenta dependiendo de los apreciación o depreciación del euro.

¿QUÉ PUEDO HACER SI CREO QUE TENGO UNA HIPOTECA MULTIDIVISA?

Como hemos podido ver, las hipotecas multidivisa son productos muy complejos de entender para un ciudadano medio. Es decir, para una persona que no tiene estudios financieros, es difícil comprender los riesgos que llevaba asociados la firma este tipo de préstamos.

Además, debemos tener en cuenta que los bancos apenas informaban sobre las características y riesgos de las hipotecas multidivisas y se comercializaban a perfiles que no eran los adecuados para comprender ni asumir los riesgos de este tipo de hipotecas.

Por todo esto, tanto el Tribunal Supremo en Sentencia de fecha 15 de noviembre de 2017, así como el Tribunal de Justicia de la Unión Europea en su Sentencia de fecha 20/09/2017 han declarado nula la cláusula de las hipotecas multidivisas que regulaba el pago del préstamo hipotecario en moneda extranjera, obligando a las entidades bancarias a recalcular el préstamo en euros y devolver el exceso cobrado, junto a los correspondientes intereses.

Así que, nuestra recomendación es que si firmaste una hipoteca con cláusula multidivisa busques ayuda legal para poder cambiar tu hipoteca a euros y recuperar todo lo que has pagado de más.

Ten en cuenta que cuanto más tiempo esperes más pagarás de más y más tiempo tardarás en recuperar tu dinero. 

¿Te ha resultado interesante? Compártelo:

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email

Ponte en contacto con nosotros